GESTAS

 

 

GESTAS:

Fue otro de los delincuentes que acompañaron a Jesús en su muerte, estando amarrado en la cruz esperando la muerte, insultaba a Jesús diciendo: “Tú no eres el hijo de Dios, sálvate a ti mismo y a nosotros”. Reprendido por Dimas, según nos relata el Evangelio, diciéndole  “Ni siquiera temes a Dios en éste momento, nosotros estamos aquí justamente, ya que lo tenemos merecido, pero éste no ha hecho mal alguno”, quizás debido a éste pasaje, se le conozca como el Mal Ladrón; también viste túnica amarilla, gorrito con borla, su rostrillo tiene expresión adusta y provocadora con barba cerrada y abundante. Amarrado igual que Dimas y sujeto por un Romano, en los desfiles procesionales también simula querer escaparse.

<---- Atrás