HOMENAJE A LOS ATAOS (por las Potencias del Alma)

Este artículo apareció publicado en el Periódico local Puente Geníl Semanal con fecha del 8 al 14 de Abril de 2006, y en honor a la estrecha relación que mantenemos con "Los Ataos" reproducimos en este primer número de nuestra Revista.

Poco sospechábamos los Hermanos de Las Potencias del Alma- cuando aún estábamos instalados en la Semana Santa del año 2004 en un estado generalizado de euforia por las felicitaciones y parabienes recibidos por la brillante celebración el año anterior del CXXV aniversario de nuestra fundación; efemérides con la que conseguimos situar, en nuestra modesta opinión, a esta señera Corporación en un lugar destacado de nuestra Semana Santa- que por avatares de la vida, justo un año después, íbamos a asistir a uno de los momentos más complicados y tristes que esta Corporación ha soportado en su larga trayectoria.
El Jueves Santo del año 2004, ocho de Abril, se desarrollaba al igual que en el resto de Corporaciones, pletórico de emociones y gratos momentos, cuando, finalizado un agradable almuerzo junto a nuestros invitados, muchos de ellos nuestros seres más queridos (padres, hijos, hermanos...), inesperadamente se derrumbó un muro de la cocina y parte baja de la casa, produciendo daños considerables en la estructura de nuestra Casa-Cuartel.
Se hace harto complicado describir el estado anímico que tan lamentable hecho provocó en los Hermanos de Las Potencias del Alma: de la perplejidad y miedo inicial, se fue pasando a la desesperación y desazón más absoluta, pero poco a poco un halo de esperanza se fue abriendo entre el prometedor ramillete de Hermanos que componen esta Corporación, al comprobar la respuesta inmediata que tuvimos por parte de muchísimas Corporaciones que nos ofrecieron su más sincera colaboración y su Casa-Cuartel.
En principio, por razones de cercanía y espacio aceptamos la gentil propuesta de la Corporación Bíblica "Los Ataos, Judas, Pedro y Pablo" de compartir junto a ellos lo que quedaba de Semana Santa. Creemos no equivocarnos si afirmamos que ninguna de las dos Corporaciones teníamos la más mínima sospecha de que ello conllevaría al estrechamiento de unos lazos de amistad y unión hasta unos límites inimaginables.
La Corporación de "Los Ataos" puso, asimismo, a nuestra disposición su Casa-Cuartel para la celebración de cuantas Juntas fueran necesarias hasta la reconstrucción de la nuestra, y no sólo esto, sino que permitieron que mantuviéramos allí nuestras tradicionales partidas de Ronda y Báciga de los martes que se convirtieron en improvisadas reuniones de seguimiento de nuestra obra, y aún más, que compartieran nuestros hijos, junto a los suyos, el anhelado Día de la Cruz.
 
Por determinadas circunstancias, nuestra Casa-Cuartel que se preveía finalizada para la Cuaresma del 2005, se demoró en exceso, y una vez más, "Los Ataos" nos abrieron sus corazones y su Cuartel.
Amigo lector, la Cuaresma del año 2005 entrará a formar parte de los anales de ambas Corporaciones, y seguro que dejará una huella indeleble tanto en Las Potencias como en Los Ataos, por la convivencia real y fraterna, como por la intensidad de las emociones vividas aquellos Sábados inolvidables, en los que se ha producido un proceso de osmosis, un trasvase de vivencias, conocimientos y formas de entender la Semana Santa, donde hemos podido incluso apreciar como Hermanos de una de las Corporaciones ha vestido la figura bíblica de la otra y viceversa.
Una vez finalizada la obra de nuestra Casa, nos trasladamos a ella con mucho entusiasmo, como es lógico, y a la vez con nuestro corazón encogido de añoranza por cuanto hemos vivido en el Cuartel de enfrente, el de nuestros Hermanos de "Los Ataos".
A modo de gratitud y reconocimiento de Las Potencias hacia Los Ataos, el 11 de Junio de 2005, celebramos un fraternal almuerzo en las instalaciones de Bodegas Delgado, empresa siempre dispuesta a colaborar con nuestra Corporación.
 
En este emotivo acto se revivieron y renovaron nuestros votos de Hermandad de ambas Corporaciones con el intercambio de presentes que inmortalizara la fecha.
Todo lo anterior viene a colación al hecho de que durante el segundo Sábado de Cuaresma del 2006 (como también ocurrió en el 2007), Sábado de Tentaciones, volvimos a estrechar aún más los lazos indisolubles que mantenemos ambas Corporaciones, celebrando conjuntamente en la Casa-Cuartel de "Los Ataos", dicho Sábado, en el que entre viandas y caldos de nuestra tierra, a la música sucedía una emotiva saeta cuartelera, y a ésta la sentida poesía que a su vez daba paso a la elocuencia de la palabra sentida, transcurriendo de este modo el tiempo de convivencia hasta el momento de la subida a la plaza del Calvario, en un vistoso e impresionante desfile de todos los Hermanos de ambas Corporaciones, por delante la grandeza de su majestuoso símbolo "el gallo" portado por Hermanos de Los Ataos, que en un gesto señorial lo cedían también a Hermanos de Las Potencias del Alma.
Quisiéramos finalizar este escrito con nuestro más sincero reconocimiento a todos, y cada uno de los Hermanos de "Los Ataos", a cuantas personas hacen posible el desarrollo normal de la vida de una Corporación-alpatanas, cocineros/as, ayudantes...- y a quienes han compuesto su Directiva en estos años, por su demostración de saber hacer y extraordinaria gestión.
Sea nuestra más sincera gratitud a la Corporación Hermana de "Los Ataos, Judas, Pedro y Pablo" porque con su actitud nos ha ayudado, también, a encontrar la verdadera esencia de ser manantero.
Mario Roa Aguilar.